Existe el riesgo de que el precio del oro pudiera bajar a los 1.600 dólares

Los primeros días de marzo fueron perjudiciales para el oro, ya que los precios rompieron el nivel psicológico de $ 1,700. Ahora, la pregunta clave en la mente de todos es ¿cuánto más bajo puede caer el oro antes de tocar fondo?

Con una caída de más de $ 200 desde el comienzo del año, los inversores en oro están buscando el precio que señalará el final de la tendencia bajista. Al momento de cerrar ayer los mercados los futuros del oro en Comex de abril se negociaban a $ 1,699.10, un 2,8% menos en la semana.

El principal culpable ha sido el aumento de la rentabilidad de los bonos del Tesoro estadounidense a 10 años, que ha provocado un dólar estadounidense más fuerte y que pesa sobre el oro. Y el mensaje del presidente de la Reserva Federal de esta semana, Jerome Powell, que ignoró en gran medida las preocupaciones sobre la inflación y el aumento de los rendimientos, no ayudó.

La incapacidad de Powell de hacer retroceder el reciente aumento de los rendimientos de los bonos le quitó el brillo a la tenencia de oro. Ha proporcionado una perspectiva alcista a corto plazo para el dólar, que pesa sobre el oro. Vamos a tener una semana y media de ningún comentario de la Fed, que es su período de bloqueo hasta la próxima reunión de política monetaria el 17 de marzo.

Los mercados están preocupados por el repentino aumento de los rendimientos. Había una expectativa de que Powell insinuaría algún plan para evitar que el extremo largo de la curva aumente aún más.

En respuesta, las acciones y el complejo de materias primas en su conjunto se vendieron debido a tasas más altas y un dólar más fuerte.

Sin embargo, los analistas aún esperan que la Fed se involucre eventualmente, probablemente cuando los rendimientos a 10 años suban por encima del 1,75%. Si los niveles de soporte clave no se mantienen, el oro podría sufrir una caída repentina a $ 1,600.

Anticipamos que la próxima semana podríamos ver $ 1.600, una caída repentina, pero también es allí donde los compradores emergerán con fuerza. Este será un punto de compra atractivo para muchos inversores institucionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.